La publicidad en Internet... sirve?

17.09.2018

En primer lugar deberíamos definir de qué hablamos cuando decimos publicidad en internet. La publicidad en Internet, también conocida como publicidad online, es un tipo de publicidad que tiene como medio o canal de comunicación a Internet. La publicidad en Internet nos permite dar a conocer nuestra marca, producto o servicio, así como persuadir su compra, consumo o uso, a millones de personas ubicadas alrededor del mundo, las 24 horas del día, los 365 días del año.

Segmentación: su principal virtud es que podemos segmentarla para que sea vista por quienes pertenecen a nuestro nicho de mercado, es decir a nuestros clientes o posibles clientes. Veamos por ejemplo, si tenemos una pequeña tienda de ropa de dama en una ciudad de digamos de 250.000 habitantes en el centro del país. Con la publicidad online podemos hacer que nuestros avisos sean vistos por mujeres de entre 15 y 45 años (las posibles clientas de nuestra ropa) dentro de un radio de la ciudad o con una amplitud de ciertos kilómetros a la redonda. Esto ya es fantástico, no? Pero eso es solo el comienzo de la punta del iceberg. Digamos que por ejemplo la tienda que nosotros tenemos trabaja con ropa exclusiva, podemos segmentar nuestros avisos a aquellas mujeres que sean seguidoras de las marcas de ropa que trabajamos, que tengan intereses y gustos similares a quienes usan actualmente nuestras marcas. Que tengas distintos comportamientos de compra online, que cumplan ciertos requisitos según el estilo de vida que conocemos que tienen nuestras clientes, etc, etc, etc. 

Y así podemos seguir, pero la segmentación es una las ventajas de la publicidad online porque nos facilita llegar a nuestro público objetivo, pero tenemos otras.

Medición: Cuantas veces hemos hecho publicidad en los medios tradicionales, en los cuales invertimos cantidades importantes de recursos y nunca estamos seguros cuál fue el éxito real de nuestra inversión. Una de las más importantes ventajas de la publicidad en Internet es que nos permite tener un conocimiento cabal de cuales fueron los resultados de la misma. Podemos conocer cuales son los avisos que tienen más éxito, que mensaje, quienes son las personas que se interesan por nuestros anuncios, y lo más importante hacer las correcciones necesarias para que nuestras campañas sean un éxito.

Bajo costo: en comparación con la publicidad en los medios tradicionales masivos, el costo de publicitar en internet es mucho menor y podemos determinarlo nosotros de acuerdo al presupuesto que tengamos asignado. Obviamente el alcance de la campaña tendrá una relación con el presupuesto que destinemos a invertir, pero intervienen otros factores como por ejemplo la calidad del aviso, la pertinencia con la página web de destino, la habilidad que tengamos a la hora de segmentar para que nuestros avisos sean pertinentes a nuestra audiencia.  

Cerrando el tema, podemos concluir que en mercados altamente competitivos como en los que nos encontramos, donde la mayoría de los usuarios buscan información online antes de realizar su compra, publicitar en internet no solo sirve, sino que nos brinda una ventaja competitiva a la hora de posicionar nuestros productos en la mente de nuestros clientes.